Rosácea y cuperosis

La rosácea es una enfermedad inflamatoria de la piel que se localiza en la cara, de evolución crónica, aunque con exacerbaciones. Puede manifestarse de formas diferentes, desde lesiones muy parecidas al acné a un simple enrojecimiento cutáneo difuso de la cara.

La cuperosis es la presencia de capilares dilatados que se localizan principalmente en la cara, sobre todo en mejillas y pirámide nasal. Puede aparecer dentro del contexto de una rosácea, o bien formar parte de un amplio grupo de trastornos cutáneos. Es conveniente realizar una buena aproximación diagnóstica para establecer las causas que originan estas dilataciones vasculares antes de iniciar cualquier tratamiento.

Actualmente disponemos de tratamientos efectivos para controlar las principales manifestaciones de estos trastornos vasculares, sobre todo con tecnología láser. En la Clínica Dermatológica Hernández-Gil contamos con varios láseres vasculares para realizar tratamientos integrales que consigan los mejores resultados.

Ver tratamiento

Rosácea y cuperosis

¿Qué es la rosácea?

La rosácea es un tipo de hiperreactividad de la piel que se manifiesta generalmente en la cara. Existen varios grados de esta enfermedad, que van desde el simple enrojecimiento de la piel, hasta el engrosamiento de la misma como consecuencia de episodios repetidos de inflamación. Podemos ver también grados intermedios caracterizados por la presencia de vasos dilatados en mejillas y nariz, o la aparición de pápulas y pústulas semejantes a las del acné.

La rosácea se produce principalmente en mujeres de mediana edad y se desencadena por diversos factores como la exposición solar, estrés, hábitos alimenticios, calor o la ingesta de alcohol. En el tratamiento de la rosácea utilizamos sustancias calmantes, antibióticos o isotretinoina oral. Las características manchas rojas y los vasos dilatados de la cara que aparecen en esta enfermedad (cuperosis) podemos reducirlos mediante tratamientos con láser vascular.

¿Qué es la cuperosis?

Es una red de vasos dilatados en la piel, generalmente de la cara. Puede aparecer por varios motivos como la exposición solar crónica, en el contexto de una rosácea o por predisposición genética individual. Aunque suele ser asintomática, sobre todo cuando se asocia a la rosácea, puede acompañarse de sensación de calor intenso en la zona y es un problema estético importante ya que produce áreas parcheadas de rojez y vasos sanguíneos superficiales en una zona de la piel tan visible como es la cara o el escote.

¿Cuáles son las lesiones vasculares más frecuentes que aparecen en la piel?

Probablemente los hemangiomas capilares, también conocidos como puntos rubí. Son pequeñas formaciones puntiformes que aparecen en número variable a lo largo de la vida y que no se traducen ningún problema circulatorio ni de salud. Otras formaciones vasculares frecuentes y benignas son las arañas vasculares, formadas por un punto rojo central del que partes varias telangiectasias radiales a modo de extremidades. Asientan frecuentemente en la cara, por lo que son un motivo estético frecuente para intentar eliminarlas.

¿Cuál es el tratamiento de elección de las lesiones vasculares?

Años atrás, muchas de estas lesiones eran tratadas con cirugía, electrocoagulación y otras opciones terapéuticas, que aunque efectivas, no eran selectivas de los vasos sanguíneos, por lo que producían daño y cicatrización de la piel tratada. Actualmente, el tratamiento más indicado para eliminar casi cualquier lesión vascular que se manifieste en la piel, de forma rápida, indolora y sin secuelas es el Láser Váscular. Existen distintos dispositivos de láser y Luz Pulsada Intensa (LPI) específicos para el tratamiento de lesiones vasculares, dependiendo del tipo y profundidad del vaso a tratar. En la Clínica Dermatológica Hernández-Gil disponemos de IPL, sistema DYE y láser ND:YAG para un tratamiento integral de todo este tipo de patologías.

Cita online

*Contactaremos a la mayor brevedad posible para confirmar la cita

En cumplimiento del nuevo reglamento de protección de datos le informamos que sus datos personales quedarán incorporados y serán tratados en los ficheros de CLÍNICA DERMATOLÓGICA DRES.HERNÁNDEZ-GIL, con el fin de poderle prestar nuestros servicios, así como enviarle comunicados informativos o comerciales. Asimismo, le informamos de la posibilidad de que ejerza los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición de sus datos de carácter personal a info@dermahg.es